España no será capaz de acabar con la pobreza en más de 200 años

0

Según la Red Europea de Lucha Contra la Pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español, la pobreza afecta en alguna de sus franjas al 28,6 de la población española, a uno de cada tres niños y, desde los últimos tiempos se ha producido un incremento del número de “trabajadores pobres”.

La pobreza relativa se sitúa este año en España en un 22,1% según el indicador europeo AROPE, lo que representa 0,1 puntos menos que hace un año, según el presidente de la Red Europea de Lucha Contra la Pobreza y la Exclusión Social en el Estado Español (EAPN España), Carlos Susías, que ironiza que, al ritmo actual, “en 221 años se habrá erradicado la pobreza relativa en España”. “Estamos por el buen camino”, ha ironizado.

Más allá de la pobreza relativa, la pobreza afecta en alguna de sus franjas al 28,6 de la población española, a uno de cada tres niños y, desde los últimos tiempos se ha producido un incremento del número de “trabajadores pobres”: del 9,4% en 2013 al 14,8% en 2016.

El presidente de la organización de lucha contra la pobreza ha hecho hincapié en la necesidad de que, antes de hablar de políticas sociales, se lleve a cabo un “cambio de modelo” que reconduzca el modelo laboral de forma que se recupere la “función integradora” del trabajo. “El trabajo era el elemento integrador por excelencia pero está empezando a perder su función. Cada vez es menos así. Por eso es necesaria la regulación de las condiciones laborales y el sueldo mínimo”, ha advertido.

Susías se ha referido al informe sobre el estado de la pobreza presentado este jueves por Cruz Roja, en el que se señalaba que, pese a la reducción de la pobreza relativa en 0,1 puntos, la pobreza severa se ha incrementado y afecta ya a 3,5 millones de personas en España, una cifra que lleva creciendo desde 2009.

Además, advierte de que en los datos oficiales (en los que se apoyan informes como el de Cruz Roja) se “oculta estadísticamente” parte de la pobreza real que existe en el país porque emplean indicadores distintos para medir la riqueza de los que utilizan para medir la población que vive en situación de pobreza.

“No tenemos un problema de conocimiento de lo que ocurre, otra cosa es que queramos darnos por enterados”, ha criticado el presidente de EAPN, que ha reivindicado la necesidad de un “mayor compromiso” de políticos y ciudadanos con las personas de su entorno y con la sociedad. “Lo que hace falta es aumentar el compromiso de la ciudadanía”, ha sentenciado.